Las17 El Salvador
ACTÚA

Excelentísimo/a Sr/Sra. Embajador/a

                                                                                                    San Salvador, 11 de julio de 2017

Excelentísimo/a Sr/Sra. Embajador/a

Nombre.

Presente.

Respetable Sr/Sra. XXXX:

Reciba un saludo de (la institución que la envía)

El pasado 5 de Julio de 2017, Evelyn Beatriz Hernández Cruz, una joven de 19 años, originaria del municipio del Carmen, Departamento de Cuscatlán fue condenada a 30 años de cárcel por un homicidio agravado que no cometió, en una resolución que no está apegada a derecho, dictada por la jueza de sentencia de Cojutepeque Nury Velásquez.

Evelyn quedó embarazada, luego de enfrentar violencia sexual, en la comunidad donde residía con su familia. Tenía 18 años, cuando, sin saber que estaba embarazada, tuvo un parto extrahospitalario. Por miedo, nunca puso una denuncia ni contó sobre la violación a alguien. Ella creía que no estaba embarazada porque “menstruó regularmente”. Sin embargo, el 6 de abril de 2016, cuando estaba en su casa, sintió fuertes dolores en el vientre, por lo que fue a la letrina. Después, se desmayó. Su madre salió a buscar ayuda. Le pidió a un concejal de la alcaldía de Cojutepeque que las llevara al centro de salud.

Los abogados defensores de Evelyn Beatriz apelarán la resolución de la jueza de sentencia. La apelación se basará en la inobservancia del debido proceso y en que la sentencia no está apegada a derecho, explicó Dennis Muñoz, abogado defensor de Evelyn. Así mismo, la apelación se basará en la duda razonable y falta de dolo, de acuerdo a Bertha Deleón, abogada defensora. Para presentar la apelación, la defensa cuenta con 10 días hábiles después del 19 de julio, fecha en que recibirán la notificación.

“A Evelyn se le ha acusado injustamente. Toda la prueba es indiciaria, puro prejuicio de lo que debió haber hecho. Por ejemplo, dice la Fiscalía que no llevó control prenatal; pero nunca describen una conducta encaminada a provocar la muerte de su hijo recién nacido”, aseguró Muñoz.

En sus alegatos, la defensa evidenció el mal manejo de la escena ya que los agentes policiales, lavaron y limpiaron el cadáver del recién nacido. “Ningún cadáver se lava, y eso no tiene que ser abogado la persona para saberlo, realmente son una serie de eventos desafortunados y desafortunado también el fallo de la jueza”, dijo Deleón. Este hecho fue corroborado por los mismos policías, de acuerdo al expediente, y a los testimonios brindados por tres de ellos durante la audiencia de sentencia. “Desde allí, a juicio de la defensa, es nulo el resto del proceso. También sobran las dudas de cómo ocurrió el hecho; y, evidentemente, cuando la duda impera se aplica el “in dubio pro reo” que ocurre en el artículo 7 del Código Procesal Penal: cuando hay duda debe de ser lo más favorable a la persona acusada, evidentemente hay duda razonable”, explicó Muñoz.

De acuerdo al reporte histopatológico, se encontró presencia de meconio (primeras heces del bebe durante el trabajo de parto) en bronquios. Esa presencia de meconio pudo haber causado la muerte, sugirió Deleón. “El meconio en bronquios indica que tenía sufrimiento fetal, esto pasó dentro del útero, en el momento en que la voluntad de la mamá no tiene absolutamente ninguna incidencia, esa es nuestra principal teoría. Nació muerto por este hallazgo de meconio”.

Deleón explicó que se halló meconio en los bronquios “y la causa de muerte es concordante con este hallazgo porque la causa de muerte es neumonía aspirativa, obviamente puede reflejar que fue neumonía aspirativa por aspiración de meconio”.

La Fiscalía General de la República ha ignorado la versión de los hechos narrados por Evelyn y su mamá y, al no poder probar que se practicó un aborto, la acusó de homicidio agravado.

El Salvador es el único país del mundo en el que las mujeres que padecen partos extrahospitalarios y emergencias obstétricas son llevadas a la cárcel, por “ser sospechosas de intentar practicarse un aborto o por cometer homicidio agravado”.

Durante la audiencia preliminar realizada el 7 de marzo en Cojutepeque, representantes del cuerpo diplomático de Alemania, Canadá, Reino Unido, Francia, la Unión Europea, Argentina y Estados Unidos expresaron su preocupación por que no se están respetando los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres ni la presunción de inocencia.

Esta joven es una más de las 25 mil jóvenes, adolescentes y niñas, quienes cada año, quedan embarazadas. Evelyn Beatriz tiene derecho a ser protegida, no juzgada y condenada. Tiene derecho a poder seguir con su proyecto de vida junto a su familia.

Hacemos del conocimiento de la comunidad internacional y a usted como digno Embajador de El Salvador de ________________ que esta situación es provocada por la falta de garantías procesales y una aplicación de ley basada en concepciones misóginas y patriarcales que, interpretan la legislación de acuerdo a las normas morales personales de los operadores de justicia. Solicitamos que tramite la presente carta ante la Corte Suprema de Justicia para que dé seguimiento al caso de Evelyn en cumplimiento a las atribuciones que le da el Art. 182 No. 2 de la Constitución Política de El Salvador: “Vigilar que se administre pronta y cumplida justicia, para lo cual adoptará  las medidas que estimen necesarias” y de igual manera, tramite ante la Fiscalía General de la República para que dé seguimiento a la actuación del fiscal, encargado del caso supervisando si ejerció conforme al  Art. 11 de la Ley Orgánica de la Fiscalía General de la República que mandata: “Los fiscales adecuaran los actos a criterios objetivos, velando únicamente por la correcta aplicación de la ley; en casos de delitos y faltas deberán investigar, no solo, los hechos y circunstancias en que se funde la responsabilidad del imputado o los que la agraven, si no también, los que la eximan de ella, la extingan o la atenúen”.

Descargar documento